Cuando eres joven y empiezas a trabajar o estás en la universidad, siempre surge la idea de independizarte de tus padres. En tu cabeza giran preguntas tales como, ¿cuánto dinero necesito?, ¿será que sí podré vivir solo? Esta es una importante decisión que no se debe tomar a la ligera. Veamos qué debes considerar al momento de tomar esta gran decisión.

  • Cuál es tu presupuesto

Algo que es fundamental para este tipo de situaciones es la planificación de tu presupuesto mensual, de lo contrario cómo vas a saber si te alcanzará para cubrir todo los gastos. Abre el excel o toma lápiz y papel y calcula cuánto se te va en renta, alimentación, transporte y otros gastos.

 

  • En caso de emergencia

Ahorra un fondo de emergencias. Ese dinero de respaldo te ayudará a mantenerte a flote si surgen inconvenientes como un arreglo en el departamento, los gastos de alguna enfermedad o cosas por el estilo. Pero lo mejor es que te acostumbras a gastar de forma responsable y ahorrar. Si aplicas a una tarjetas de crédito, o ya cuentas con una, debes ser disciplinado, pagando en el tiempo convenido, recuerda que en algún momento querrás pedir un crédito para un auto, negocio o casa. Y la mejor carta de presentación es tener un buen historial de tu crédito.

  • Toma las cosas con calma

Muchos jóvenes por las ganas de irse a vivir solos, toman decisiones con apuro. Quizá es un buen momento de buscar un compañero de cuarto. Y si no cuentas con movilización puedes optar por vivir cerca de tu estudio o trabajo para que así puedas ahorrar tiempo y dinero.

 

  • Toma en cuenta las prioridades 

No te apures en comprar todos los muebles o electrodomésticos al inicio. Enfócate en las prioridades y luego de a a poco incrementa las cosas que te hagan falta. Recuerda que estás en la mejor etapa para estudiar lo que desees. Siempre busca armonizar todo, pide apoyo a tus padres, averigua sobre créditos estudiantiles.

  • No te limites

En la casa de tus padres o amigos siempre habrá algo que no estén usando y que te puedan prestar. Eso puede servirte durante los primeros meses hasta que te vayas acoplando poco a poco. Con disciplina puedes conseguir todo lo que te propongas. Y no sabes la alegría que todos sentirán cuando organices una fiesta de inauguración para que puedan conocer tus logros.

 

Acerca del Autor

Notas Similares

TID Co reúne a referentes mundiales de innovación y negocios disruptivos. No te lo pierdas, compra...

Refiere amigos o familiares que inviertan con nosotros obteniendo un depósito a plazo de 90 días y...

Gritemos con entusiasmo Viva Guayaquil y seamos cada uno el mejor ejemplo al mostrar la ciudad a...